Wesleyano Norte y Liceo Católico empatan en su primer encuentro

Wesleyano Norte y Liceo Católico empatan en su primer encuentro

Por Nicolás Díaz 

Con dos goles para cada uno, el colegio Wesleyano del Norte y el Liceo Católico Campestre, protagonizaron un reñido partido en los que los tiros a larga distancia fueron los protagonistas.

Antes del pitazo inicial cada uno de los directores técnicos reunió a su equipo para hacer una charla técnica. Por un lado, estaba Guillermo Castrillón, con el Liceo Católico, los cuales vestidos de uniforme negro hacían un círculo mientras que recibían las indicaciones y se mentalizaban para el 4-4-1-1, su formación inicial. Por el otro, Cristian Sepúlveda pidió un aplauso para cada uno de los titulares de su plantel, advirtiendo una formación de 4-2-3-1 y una estrategia de doble pivote en el ataque.

Con el silbato de Neil Chávez Arrieta, se dio inicio al partido, teniendo un primer tiempo muy movido, debido a que el Liceo Católico desde los primeros minutos no se despegó del área contraria, presionando constantemente y entrecortando el juego de su rival, quien portaba una camiseta amarilla igual a la del seleccionado colombiano.

Los goles llegaron de la mano de Juan Cabezas, delantero con el dorsal número 5, quien con su derecha anotó primero de larga distancia desbordando por la lateral, y luego de un tiro libre, colgando al arquero del Wesleyano. Sin embargo, para finalizar la primera etapa, gracias a un descuido de la defensa del Liceo Católico, Daniel Álvarez tiró un busca pies que fue empujado por Andrés Vargas, descontando para el equipo amarillo y dando esperanzas para el segundo tiempo.

Luego de un descanso de siete minutos, inició la etapa complementaria del partido, esta vez un poco más equilibrada en cuanto a tenencia del balón. Sería a los 8 minutos de juego que Daniel Álvarez aparecería metiendo un zurdazo desde media distancia para igualar el marcador y regresar la calma a su equipo, que con el paso del cronómetro adquirió un mejor ritmo.

El resto del encuentro, continuó bastante parejo para ambos seleccionados a pesar el ingreso de los cambios respectivos por parte de cada entrenador. A las 12:46 pm el juez central hizo sonar su silbato para marcar el fin del encuentro, dejando como resultado un equilibrio en el juego, pero altas expectativas para los siguientes enfrentamientos.

 

El jugador de la Cancha 

Daniel Álvarez

Daniel Álvarez, jugador que con su pierna izquierda logró desequilibrar al Liceo Católico, haciendo un pasegol y el gol que le devolvió las oportunidades a su colegio, el Wesleyano del Norte.

Daniel, lleva ocho años jugando fútbol, primero empezando como portero, luego como volante central, y finalmente como extremo, gracias a su estatura, acondicionamiento físico y a la prodigiosa zurda que permitió el empate en su primer encuentro.

“Nosotros arrancamos muy relajados, al ser el primer partido es algo complicado, tenemos que adaptarnos. Comenzamos perdiendo, pero gracias a los dos goles, logramos el empate que por lo menos es un alivio para nosotros.” Dijo Daniel al finalizar el partido.

Él, al igual que su equipo tendrá que prepararse para su próximo rival, el Gimnasio Moderno, equipo con el que se enfrentará el miércoles 11, en su segunda fecha de la fase de grupos.